En este texto hay unas expresiones en plural HAGAMOS y NUESTRA lo que indudablemente determina la presencia de más un ente, decimos “ente” porque este episodio mistiico se estaba desarrollando en el tercer cielo.

 

             Por centurias la teología a determinado que en este pasaje las expresiones pluralistas se refieren a que en la creación estaban el Padre, El Hijo y El Espíritu Santo, sin embargo, si hacemos una interpretación libre de dogmatismo religioso, llegamos a la conclusión de que la figura de Hijo todavía no se había llevado a efecto dentro del contexto de este pasaje porque Dios no había bajado a humanarse en el cuerpo del hombre llamado Jesús; al no haber hijo indudablemente la figura de Padre tampoco era posible; con la ascensión al cielo de Jesucristo fue cuando el Espíritu Santo iba hacer su aparición. De esto se desprende que indudablemente este pasaje está hablando de otros elementos de los cuales se tomaría “figura” para hacer al hombre.

 

             Juan dice en su tratado que “Dios es espíritu” (Jn. 4:24) y los espíritus no tienen forma natural o imagen, por eso se puede decir sin temor a equivocarnos que cuando Dios dijo: Hagamos al hombre, (hagamos un hombre, dicen los originales hebreos) conforme a nuestra IMAGEN, (Ge. 1:26) se estaba refiriendo indudablemente a su imagen espiritual, por cuya razón podemos decir que nuestra pre-existencia como espíritus hechos SEMEJANTES a él es en cuanto a naturaleza y semejanza de autoridad, la cual vino a ser una realidad al ser imputada a nosotros en Cristo Jesús. El escritor del tratado a los Hebreos, probablemente un discípulo del apóstol Pablo, es quien mejor enseña este episodio místico, etérico, e  intangible desarrollado en el cielo mismo cuando reseña lo que vemos en el siguiente cuadro:    

 

 

 

 

                                                                  

 

 

            

 

             Como podemos leer en Génesis 1:25 que es el pre-contexto del verso 26, vemos que Dios “hizo todo según su género...y según su especie” de manera que nosotros fuimos hechos “según el género y especie de Dios”: Espíritus. En el Salmo 82:1,6,7, al músico de la antigüedad  llamado Asaf le fue revelada esta verdad cuando dice: “DIOS está en la reunión de los dioses; y en medio de los dioses juzga, luego atribuye y añade que Dios fue quien dijo: Yo, Dios, dije: Vosotros sois dioses, y todos vosotros hijos del Altísimo; luego aclara que aunque eran dioses, del mismo género o especie, como hombres moriréis, y como cualquiera de los príncipes caeréis, dando a entender que aunque tenemos la naturaleza de Dios en cuanto a su espíritu inmortal y eterno, nuestra carne como figura mortal vuelve al polvo del que fuimos tomados o formados” “Polvo eres, y al polvo volverás (Ge. 3:19) y el espíritu, inmortal, vuelva a Dios que lo dio” (Ecl. 12:7)

 

             En el libro de Juan 10:34,35 podemos escuchar esta misma verdad de boca del propio Jesús: “Jesús les respondió a los judíos: ¿No está escrito en vuestra ley: Yo, Dios, dije, dioses, sois?, seguidamente defiende su declaración: Si Dios, llamó dioses a aquellos a quienes vino la palabra de Dios, y como para no dejar dudas hace un paréntesis: (y la Escritura no puede ser quebrantada), o violentada

Text Box: 	Si recibimos esta verdad podemos entonces entender que la continuación de estos actos, fue la creación física del lugar donde Dios iba a “formar” cuerpos para los espíritus que había “creado” antes de la fundación del mundo.	.
Text Box: 	“En el principio de la creación innatural e intangible, creo Dios los cielos y la tierra” (Ge. 1:1), lugar donde habría de formar el ente físico para posar el espíritu que ya había sido creado: “Formó, pues, El Señor Dios al hombre del polvo, no de barro o tierra, y alentó en su nariz soplo de vida; (ruash, (del hebreo) pneuma (del griego)  y fue el hombre en alma viviente” (Nefesh Chayyan, (del hebreo), Psuche (del griego) (Ge. 2:7).
Text Box: MORTAL
“Sujeto a muerte, o destinado a morir”

“Mas del árbol de la ciencia del bien y del mal no comerás para que no mueras, porque el día que de el comieres, ciertamente morirás” 
(Ge. 5:3,4). Los originales del hebreo rezan: “Muriendo morirás”
Adán murió a los 930 años de su formación. 
(Ge. 5:5)

II.  LA FORMACION EXISTENCIAL

 

En el principio cuando Dios después de “crear” al hombre conforme a su imagen y semejanza espiritual , lo “formó” del polvo de la tierra y le dio configuración física, natural y tangible. El ente que Dios creó y después formó, lo llamó Adán y fue hecho para que no fuese MORTAL ni INMORTAL sino ETERNO.

Text Box: INMORTAL 
“Liberado de la muerte”    

“Y dijo el señor: He aquí el hombre es como uno de nosotros, sabiendo el bien y el mal, ahora pues no alargue su mano y tome también del árbol de la vida y coma y viva para siempre”
 (Ge. 3:22)          
Adán perdió la toda prebenda de Dios al ser echado del Edén. (Gen. 3:23.24)

Alternativa de Adán

Text Box: ARBOL DE LA VIDA

(Jn. 6:47)

MORTALIDAD

 

Posición en Adán: separados y enemistados con Dios

Destino: La Muerte

Situación: Destituidos de la Gloria y herencia de Dios.

INMORTALIDAD

 

Posición en Cristo: Hijos,  Perfectos para siempre. (Ga. 3:7; Heb. 10:14)

Destino: Vida eterna. (Ro. 6:22)

Situación: Señorear sobre toda la creación de Dios, Herederos juntamente con Cristo. (Ga. 3:9; 4:7)

Text Box: Al principio Adán estaba en un estado probatorio. No era mortal ni inmortal. Tuvo la oportunidad de optar por una de las dos posiciones: MORTALIDAD o INMORTALIDAD, escogió la que de Dios había determinado que escogiera.

III.  LA CREACION FORMADA

             Después que Dios “creó” y  sopló hálito de vida en el ente que había “formado” al cual llamó Adán, se hizo realidad tangible lo que había sido una situación espiritual dentro de la cual y bajo todo el contexto, siempre Dios tuvo el control.

 

             Vale destacar que antes de crear el universo incluyendo la tierra, ya había creado en el cielo un ser espiritual con rango de querubín grande y protector llamado Luzbel el cual “era perfecto en todos sus caminos desde el día en que fue creado, en el cielo, hasta que se halló en él maldad” igualmente en el cielo. (Ez. 28:14,15), Este ser que habitaría en Edén, cumpliría con el propósito pre-establecido de Dios: Fastidiar a la raza humana, destituir al hombre de la gloria de Dios, enemistar a la creación con su creador, introducir la muerte física y la separación espiritual.

 

             La única manera de Dios demostrar que él era bueno, es que hubiera alguien que sacara a flote la maldad, para ese propósito Dios creo a Adán quien se dejó posesionar del ente que fue querubín en el cielo y serpiente en Edén.

 

 

ARBOL DE LA VIDA:

Vedado al primer hombre

Text Box: 	Con la expulsión del primer hombre del huerto de Edén, se selló el primer ciclo de la historia de la humanidad procedente de la pre-existencia antes de la fundación del mundo, pasando por la pro-creación humana de la raza, hasta el la tarde del sacrificio de El Calvario.
Text Box: 	
	Durante de varios miles de años el árbol de la vida estuvo vedado a la humanidad. Desde los tiempos de Noe hasta la aparición de Jesús en los días de su carne, aunque había una ley que regulaba  el bien y el mal, la misma resultó ineficaz para detener el avasallador tropel que venía desarrollándose desde que Caín mató a su hermano Abel y que amenazaba con destruir la creación divina.

	Dios en su planificación pre-existente y eterna, decidió que era el tiempo en que él mismo como espíritu, debería bajar a la tierra que había hecho “buena en gran manera”, para meterse, encarnarse, amalgamarse en el cuerpo de un hombre llamado Jesús quien existencialmente nacería en Belén (Heb. “Casa de las ovejas”) pero quien desde antes de la fundación del mundo ya había sido preparado como “cuerpo físico” para que el espíritu del Dios de los cielos hiciera morada: “Por lo cual entrando al mundo dice: Sacrificio y ofrenda no quisiste; mas me preparaste cuerpo” (Heb. 10:5) y entonces Aquel que por la confesión de su palabra había hecho los cielos y la tierra y todos los que ella habitan, “se hizo carne y habitó entre nosotros” (Jn. 1:14) como hombre, no como Dios porque él se “despojó a sí mismo tomando forma de siervo, hecho semejante a los hombres” (Fil.2:7) para “rescatar” a la humanidad que había sido extraviada en Adán.

	Al finalizar este estudio, nuestro anhelo es que haya servido para por lo menos, poner a pensar sobre el amor que el Creador de todas las cosa tuvo hacia nosotros, cuidándonos desde que éramos espíritus, “semejantes a él, cohabitando en esa misma área entérica e intangible que él. 
Gracias al Señor por su amor inefable y cuidado eterno.
Text Box: Ge. 1:1

          El tema de la pre-existencia es una de las doctrinas más importante  e impactante en la vida de cualquier ser humano, sea creyente o no, sin embargo esta enseñanza es un tabú que raya casi en herejía dentro de los corrillos teológicos cristianos evangélicos, judaicas y otras corrientes religiosas.

 

             El desconocimiento o rechazo de esta realidad es lo que auspicia una red de situaciones que impiden al ser humano, resolver los problemas de su hombre interior por no creer a esta importante verdad que es sencilla pero poderosa.

Text Box: “CRONOLOGIA DE LA CREACION” 
Nerio Alvarez

I.  LA CREACION  ANTI- EXISTENCIAL

 

Text Box: “HAGAMOS al hombre conforme a NUESTRA imagen, conforme a NUESTRA semejanza”
Text Box: ARBOL DE LA CIENCIA DEL BIEN Y EL MAL

(Ge. 2:17)

La ciudad del Dios vivo * Jerusalén le celestial  *  Compañía de muchos millares de ángeles  *   Congregación de los primogénitos 

Que están inscritos en los cielos  *  Espíritus de los justos hechos perfectos.

(Heb. 12:22,23)

 

             Job, el libro más antiguo de la biblia relata una charla que Dios sostuvo con él, con Job, a raíz de una dificultad, cuando EL propició situaciones desagradables para el hombre del cual se atrevió a testificar al decir: “No hay otro como él en la tierra. Varón PERFECTO, RECTO, TEMEROSO DE DIOS, y APARTADO DEL MAL”  (Job 1:8)

 

             La verdad que aparece en los siguientes textos, no dejan lugar a dudas de que Dios se estaba refiriendo a la pre-existencia de Job. “Ahora ciñe como varón tus lomos; Yo te preguntaré, y tú me responderás” (Job 38:3), seguidamente el Señor le hacer una serie de setenta preguntas a las que por supuesto, Job no tuvo respuesta; luego Dios le recuerda algo que indudablemente estaba en el espíritu de Job; antes de continuar, el Señor hace un alto en su interrogatorio y le da a entender que todas las preguntas anteriores, incluyendo la de: ¿“Dónde estabas tú cuando yo fundaba la tierra? Házmelo saber si tienes inteligencia. ¿Quién ordenó sus medidas si lo sabes?. ¿Sobre qué están fundadas sus basas, o bases?. ¿Quién encerró con puertas al mar? (Job 38:4-7) tienen que ver con un acto pre-existencial, Dios continua su interrogatorio: ¿Quién puso su piedra angular, cuando alababan todas las estrellas del alba, y se regocijaban TODOS LOS HIJOS DE DIOS? (Job 38:6,7) como dijimos, estas “escenas” se refieren a un pasado eterno, a una existencia previa espiritual, intangible, entérica, algo de la cuarta dimensión. Observemos la expresión “hijos de Dios. Luego, ante el silencio de Job por el interrogatorio, y como si le estuviera recordando algo, Dios le afirma esta verdad: “!TU LO SABES ! Pues para ese entonces, para el tiempo de la creación del mundo, YA HABIAS NACIDO,  (en algunas versiones mas antiguas como la Complutense se lee: Para entonces, ya habías sido CREADO), y ES GRANDE EL NUMERO DE TUS DIAS” (Job 38:21) aclarando a Job con esas interrogantes, la realidad de una existencia previa de él, en Dios.

 

             Después que Job escuchó todas las preguntas pre-existenciales, dio la razón a Dios y le dijo: “Yo conozco que todo lo puedes...Por tanto, yo hablaba lo que NO ENTENDIA; cosas demasiadas maravillosas para mi que yo NO COMPRENDIA(Job 42:1-3). Es interesante observar que Job nunca dijo que NO CONOCIA la realidad de su pre-existencia, pero su hombre interior sí estaba al tanto de lo que Dios le hablaba, aunque NO ENTENDIA, ni tampoco COMPREDIA el glorioso hecho de que antes de la fundación del mundo, al igual que nosotros, ya existíamos juntamente, bajo la tutela del Padre de los espíritus. ¡Que gloriosa verdad para gozarnos en ella!

NUESTRAS ENSEÑANZAS

 Contáctenos:

Este es el portal oficial del Ministerio Internacional DICE LA BIBLIA ORG.

Miami Lakes, FL. USA

1999-2013